Hermanos Juramentados de la Espada Negra
¿Es Espada Negra una franquicia?
11-3-2015 12:48
Por Verion
El otro día discutía sobre si Espada Negra es o no es una franquicia. Fue una discusión que me dejó pensando, fruto de lo cual hoy escribo sobre este asunto de las franquicias. Todos sabemos lo que es una franquicia, o eso creo. Una franquicia parece algo así como una serie de productos creados en torno a algo común. Pero esta definición es un tanto vaga, así que me dirigí a diferentes diccionarios para ver si encontraba alguna definición que me ayudara a entender si Espada Negra es o no es una franquicia. La más cercana venía a decir lo siguiente:

“Contrato a través del que una empresa autoriza a alguien a usar su marca y vender sus productos bajo determinadas condiciones”

En este sentido creo que tal y como hemos trabajado en Espada Negra esta definición se queda algo pequeña dado que nosotros mismos hacemos gran parte del trabajo de edición y venta de los “productos”.

Creo que para bien o para mal, este tipo de conceptos sociales se deben analizar desde sus características básicas. En este sentido lo que se hace es observar las “franquicias” que uno conoce y observar sus cualidades.

Yo diría que la típica franquicia es aquella en la que una obra destaca especialmente y se da lugar a crear productos que aprovechen su popularidad para conseguir mayores ingresos. Estos productos suelen subcontratarse a terceras empresas especialistas en los diversos sectores, pero claro, normalmente no cuentan con la calidad de los producto que son creados en primera instancia con un objetivo mercantilista puro.

En este sentido puedo fijar un parámetro simple que me ayuda para entender este concepto, y es “la cantidad de personas que utilizan un determinado producto u obra”. En este caso podemos realizar un práctico diagrama que ilustre la situación. Veamos un ejemplo fácil.


Esto sería un ejemplo muy evidente y muy exagerado. El gran círculo sería el producto central (por ejemplo “Star Wars”) y los círculos más pequeños serían los diversos subproductos que se publican (juegos de rol, juegos de mesa, muñecos, tazas de café). En el ejemplo de “Star Wars” todo el que juega al juego de rol ha visto la película.

No todas las franquicias son así. Puede haber un modelo en el que los productos secundarios no sean tan céntricos, sino que algunos subproductos cobren identidad por sí mismos y alcancen popularidad independiente. En ese caso podemos hablar del siguiente esquema. En este caso pienso por ejemplo en los universos de “Games Workshop” que han dado lugar a, por ejemplo, videojuegos que no tienen porqué ser jugados por jugadores del juego de estrategia, y similares.


Finalmente en algunas franquicias un subproducto puede sacar ventaja y superar a la obra original en este sentido de “personas que acceden a ella”. Creo que el caso más evidente son aquellas obras escritas que pasan a tener una película o serie de televisión y que dan el salto a la fama.


Espada Negra no se parece a ninguna de estas cosas. Si bien es cierto que es mucho más pequeña, lo único que tiene en común es que hay una serie de obras o productos que hacen referencia al mismo ambiente.

Creo que en este sentido algo que define a una franquicia son las motivaciones capitalistas, y es la separación fundamental de Espada Negra con respecto a alguno de estos titanes comerciales. Está claro que nosotros queremos la máxima expresión de nuestra obra, pero, por ejemplo, hemos dedicado una cantidad de esfuerzo enorme al juego de rol, la misma que por ejemplo le dedicamos al videojuego (que seguramente tenga una explotación comercial más fácil) o a las novelas (que no sé). Dicho esto ¿cuál sería el diagrama esperable?

Círculos del mismo tamaño que tienen gente en común, pero también mucha separada. En este sentido entendemos que las novelas no son un subproducto del juego de rol ni al revés, sino que cada uno es una obra independiente y siempre un buen punto de entrada al universo de Espada Negra, cosa que nos esforzamos en cumplir. Creo que en este sentido, con las tres obras que hemos publicado hemos logrado que el efecto funcione:
  • La experiencia del juego de rol quizá sea la más incontestable, en el sentido de que hemos tenido un razonable crowdfunding y muchas personas entienden "Espada Negra" como un juego de rol.
  • El juego de mesa ha sido llevado a tiendas, jornadas y sobre todo torneos por personas que no han tenido experiencia previa con otras obras, y han demostrado interés genuino.
  • A personas que no tienen particular conocimiento o interés de las anteriores se les ha presentado la primera novela (y en ocasiones alguna más) con el resultado de que solían tener interés.
Creo que este incumplimiento de las motivaciones capitalistas es lo que nos aleja de las franquicias tal y como se entienden. Y creo que esto debería entenderse y promoverse así. Pero es mi punto de vista.



Entradas similares: