Hermanos Juramentados de la Espada Negra
Algunas conclusiones sobre “Juégame”
17-2-2016 12:34
Por Verion
En Espada Negra este es el quinto mes de juégame, y si las cosas siguen como hasta el momento (vamos por veinte partidas) va a ser el mejor de todos ellos, curiosamente en el mes más corto del año. No es el único hito de este febrero, pues Zonk PJ ha incorporado CdbE al pequeño listado de este proyecto tan peculiar. No he hablado mucho de esto, pero en el futuro lo haré.

Yo siento que “Juégame” está en la cabeza de la innovación rolera al incorporar un concepto tan interesante como las metas u objetivos a acciones que los jugadores pueden realizar como consecuencia de un acto placentero en sí. He recibido muchos sentimientos positivos de esto, y también muchas valoraciones de diverso tipo, positivas y negativas.

Se plantean muchas cuestiones para el futuro. ¿Será Juégame un lugar de muy pocos juegos? ¿Se apuntarán solo juegos independientes? ¿Es el puente hacia otra cosa? Personalmente siento que hemos puesto un pie en el nuevo mundo, y las posibilidades que abren ante los ojos son inmensas. ¿Qué importa si nos estampamos contra un árbol o logramos ser los padres de una nueva civilización? Lo más excitante es la exploración del terreno desconocido.

En estos meses he llegado a algunas conclusiones sobre la experiencia de Juégame. Voy a compartirlas.

Juégame tiene un valor en sí mismo como bitácora

Incluso aunque no tuviera ni una sola meta, Juégame ya es algo muy interesante como registro de partidas. ¿Cómo fue la partida del mes pasado? ¿Cuantas campañas en Harrassia hay? ¿Qué se juega exactamente? ¿Qué tipo de añadidos utilizan los jugadores en su mesa? ¿Cuantas partidas jugamos este año? Mirar un mes de un juego en Juégame es en sí mismo un acto interesante.

No sé si el resto de jugadores valoran tanto como yo este hecho. Quizá yo sea un poco obseso de los registros, como pueda demostrar la hemeroteca de ocin. Pero estamos dejando constancia de la historia del rol actual en la medida que nos corresponde.

Juégame te hace compartir tus partidas con los demás

Quizá solo compartas una foto de tu cuadrilla, o pongas un enlace a tu blog, o a lo mejor seas más explícito e incluyas una descripción de lo sucedido en juego, o incluso un rol-ato. Todo esto son formas de compartir tu afición y pueden tener consecuencias positivas, entre las que se me ocurren las siguientes:
  • Inspirar a otros jugadores.
  • Ser un punto de encuentro para incorporar nuevos jugadores.
  • Dar a conocer tu forma de juego, tu blog, tu canal, tu club...
  • Generar debate (aunque en otros canales).
Esto, por supuesto, es mayor cuanta más participación y más juegos haya en la plataforma.

Juégame puede mejorar tus partidas y tus campañas

En verdad cualquier registro escrito puede hacer esto… pero de verdad puede hacerlo. Forzarse a escribir el contenido de lo ocurrido obliga a reflexionar sobre ello y activa partes del proceso mental que no son las mismas que las de preparar la partida o jugarla. Escribir el resultado nos puede llevar a reflexiones que pueden mejorar nuestra experiencia de juego.

Aún más, es una posibilidad de repartir las funciones de partida. ¿Y si se encarga un jugador? Puede parecer una chorrada, pero de esta forma el Creador podrá ver la perspectiva de lo que ha llegado de sus intenciones originales. Creo que es una buena forma de reflexionar y buscar la mejora.

Juégame te pica las espuelas

Esto ocurre a dos niveles, como jugador quieres que se cumplan los objetivos, por lo que juegas, y como creador tienes que cumplir los objetivos, así que te tienes que poner a trabajar.

Esto está relacionado con cómo funciona la pereza en muchas personas, entre las que me cuento. Organizar una partida lleva esfuerzo, no solo hay que crear el contenido o leer el ya creado, también hay que coordinarse con los amigos y hacerse con el material necesario… el coste puede vencernos, aunque sabemos que merece la pena.

Juégame puede añadir un impulso más que nos lleve a vencer la perecilla y a hacer el esfuerzo de juntarnos para vivir algo ya de por sí magnífico, porque además sabemos que así le damos movimiento al proyecto y colaboramos en que exista más material.

Como creador ocurre una cosa parecida. A mí personalmente me encanta crear material rolero (y de otros tipos, ya se sabe), pero a veces se me va pasando, estoy despistado… juégame crea cierta obligación de fechas, cierta disciplina que puede ser útil.

Esto tampoco significa que haya que llevar un ritmo frenético. Se pueden poner metas a largo plazo (de no necesario cumplimiento en el mes en curso), o quizá simplemente proponer aditamentos relativos a obras que se van a publicar de todas formas… es terreno inexplorado, amigos.

De hecho recomiendo a todo el mundo a comprometer algo de material en un juegame. No necesariamente en el de Espada Negra o en el de CdbE, sino también en otro que surja… o en lo que a uno le apetezca, como ese que ha surgido de una campaña de pathfinder (esperamos tus partidas de “La Caza”, Calinus). No hace falta que sea algo tan grande como un módulo completo, puede ser un personaje, un relato… lo que sea. En serio, creo que la experiencia merece la pena.

¿Hay un lado negativo?

Quizá algunos impulsores de juegos puedan tener cierto miedo a que al incluir su juego en juegame y que se demuestre que ni con el apoyo oficial (que en realidad no es necesario) hay interés de juego real. En este sentido yo creo que el error es pensar que por ocultar la falta de interés “las cosas están mejor”, y yo he de reconocer que sentí miedo por la perspectiva de publicar Espada Negra en juégame. Quizá el día de mañana se quede desierto, pero es la vida.

Por otra parte se puede decir que el juego organizado de un proyecto ya esté en otras partes. Eso tiene sentido. De hecho el juego organizado de Espada Negra está en otro lado. Yo no veo la plataforma “juégame” exactamente como un motor del juego organizado, aunque también se pueda utilizar así.

Claro que también está el hecho de que si se incluye un proyecto en juegame, este pasa a compararse de forma inmediata con los que ya están y que llevan ya un recorrido. Claro que hablar de recorrido en una plataforma que tiene unos pocos meses y que aún está en pañales… quizá sea el momento de verlo al revés. ¿Acaso no es el momento de incluir el proyecto y ser de los primeros?

Esto está lleno de posibilidades

El concepto de meta en proyectos tipo financiación colectiva y patreon ha demostrado un gran interés. ¿Por qué no ligarlo a algo diferente a la aportación económica? Juégame trae esta opción, y lo hace más con un boceto borroso que con un dibujo acabado. Puede haber juegos sin recompensas, recompensas no ligadas a generaciones concretas de material, y miles de opciones que se pueden recorrer en este nuevo mundo. Pienso en algunas:
  • Ligar ampliación de material físico que ya va a existir mediante objetivos (algunas páginas más, vaya).
  • Liberar material digital preexistente (nunca es tarde para el conocimiento libre…)
  • Crear una campaña de características globales cuyos efectos en juego están ligados al número de partidas jugadas.
  • Publicar conjuntamente resultados de varios “Juégame” (¿por qué no?).
  • Dar forma a un proyecto que aún no está acabado, con metas relativas al proceso creativo.
Estas opciones están limitadas por mi visión del asunto. Seguro que otros jugadores, o creadores, o lo que sea tienen idea más abiertas que pueden encajar bien en esta herramienta tan abierta.

Y si no, siempre se puede solicitar cambios. Y si encajan en la mentalidad…


Entradas similares: