Hermanos Juramentados de la Espada Negra
Reseña de JOC en Altea
27-11-2016 16:47
Por Verion
JOC es el apócope de "Jornades d´ Oci Cultural Marina Baixa", un nombre por el que en realidad nunca las nombré porque este que escribe es más bien zote para los idiomas, pero en cualquier caso fue el lugar donde pasé gran parte del fin de semana, y que pone un punto a los viajes que haré en un tiempo, salvo sorpresa de última hora.

Acudimos en este caso los hermanos Favnia, Sigeiror y yo, y fuimos recibidos a la forma en la que nos gusta; se nos ponían a mano facilidades adecuadas con discreción, sin representar en ningún caso un gasto gravoso o un gran inconveniente para nadie. En estos términos pudimos descansar adecuadamente y presentarnos en las jornadas a primera hora. Desplegamos nuestros estandartes y material con los que siempre intentamos dar un cierto colorido allá a donde vamos.

Uno de los grandes alicientes de este viaje era encontrarnos con Eban de Pedralbes, con quien ya habíamos tenido bastante contacto en el pasado pero nunca en persona, y con Kelemvor Freshbane, a quién sí conocíamos de las ComarCON de este año. También tenía mucho interés en que este fuera conocido también por otros hermanos de la región.

En verdad este es uno de los grandes alicientes de las jornadas, y es que los hermanos diseminados por el país tengamos la ocasión de juntarnos y organizar algunas partidas como ya hemos hecho en el pasado en País Vasco, Andalucía, Murcia y otros lugares. En esta ocasión no tuvimos tanta suerte por diversos motivos, así que la experiencia no fue tan buena en este sentido.

En las propias jornadas pudimos desplegar a los cuatro vientos nuestras publicaciones que tarde o temprano llamaron la atención de prácticamente todos los asistentes que pasaron por el lugar. Durante todo el día los asistentes aprovechaban para jugar a juegos de mesa en el salón, o a juegos de rol en las habitaciones… excepto las partidas de Espada Negra que Kelemvor organizaba en… ¡el billar! Tomo la foto de su informe en Juégame. También eran muy visuales las demostraciones y conferencia que realizó el grupo de rol en vivo local, muy interesado por la simulación de armaduras, y una descomunal partida de warhammer 40.000 a ocho jugadores y tropocientos mil puntos.


Nosotros mientras tanto íbamos enseñando nuestro juego de rol y organizando partidas del juego de mesa. En este sentido no pudimos organizar nuestro tradicional torneo porque en general la mayor parte de jugadores estaban ya apuntados a otras actividades previamente. Creo que para poder hacerlo necesitamos unos elementos que no siempre se dan, aunque eso es material para otro artículo futuro que incluiré muy pronto.

En cualquier caso se jugó mucho. Particularmente se dio la circunstancia de un experto jugador local que afirmaba que había encontrado una estrategia con la que vencía siempre. Esto me satisface porque siempre estoy buscando oponentes, así que una tras otra le gané unas ocho partidas con variadas estrategias. No creo que ninguna de las suyas fuera perfecta (ni las mías tampoco), y probablemente me favoreciera algo la suerte, ¡pero yo suelo tener suerte en este tipo de cosas! ¡Nos vemos el año que viene, David, a ver si quién ha mejorado más!

La otra gran experiencia fue tener grandes conversaciones sobre Espada Negra, porque muchos de los asistentes ya lo conocían y tenían diversas opiniones críticas. Es curioso porque algunas personas parecían realmente interesados en hablar con los autores y que estos les convencieran, pero en cualquier caso yo siempre estoy contento de poder explicar los criterios que nos llevaron a tomar una u otra decisión. Quizá parezca curioso, pero tengo la sensación de que así se establecen así nuevos amigos con los que poder coincidir al año siguiente.

No hay demasiado más que decir por mi parte. Siempre es una alegría que existan eventos como estas JOC en las que se reciba con facilidades a humildes grupos creativos como este del que yo soy parte, la hermandad de la Espada Negra, y que de esta forma podamos acercanos a esos jugadores que no están por internet, pero que sin duda pueden disfrutar nuestras publicaciones y compartir nuestros anhelos.



Entradas similares: