Hermanos Juramentados de la Espada Negra
Nombre del jugador
21-2-2018 11:36
Por Verion
La mayor parte de juegos de rol facilitan una ficha con la que gestionar los personajes, y la mayor parte de ellas incluye un campo para incluir el nombre del jugador que maneja al personaje en cuestión. Casi se diría que es un estándar de facto que es lógico y cómodo.

No obstante es un campo que nunca ha estado en ninguna de las fichas de Espada Negra a lo largo de los tiempos, y no es una cuestión accidental, sin que obedece quizá a ciertas connotaciones que derivan en sí mismas de la forma de jugar, y especialmente en la forma en la que se gestiona la falta de un jugador.

No es infrecuente que en esto del rol los grupos no sean estables, y que haya faltas. En algunas cuestiones no se busca un significado a este vacío, sino que se produce un agujero lógico que se traga al personaje y lo escupe cuando regresa.

Esto puede estar bien en algunos estilos de juego, como por ejemplo el episódico que se sugiere en fRáGiL, pero en otros entornos en los que el personaje tiene un impacto trascendente en la sociedad no se puede explicar la falta de ciertos personajes.

En el estilo de campaña con compromiso que se propugna en el estilo objetivo, muchos personajes no pueden simplemente desaparecer durante un lapso de tiempo, así que aunque un jugador tome sus decisiones, dejará de hacerlo si sus ausencias no son coherentes con los sucesos de la campaña. En este sentido el personaje puede pasar al control de otro jugador o del máster en circunstancias concretas.

De hecho esto obedece a un hecho más amplio, y es que ni siquiera hay una diferencia fundamental entre personajes jugadores y personajes no jugadores, pues todos son simplemente personajes que fluyen, y por lo tanto el manejo de los mismos puede variar a lo largo del tiempo. Por ejemplo, un PNJ puede convertirse fácilmente en seguidor, y de ahí pasar a ser el personaje principal de un jugador. De hecho en Espada Negra se da la circunstancia de que un jugador puede llegar a interpretar varios personajes, tal y como los creadores suelen hacer.

Desde mi punto de vista, de hecho, casi sería más coherente un campo que indicara la campaña en la que está el personaje, pero esto tampoco es del todo correcto, puesto que un personaje puede aparecer en varias campañas.

En un sentido absoluto deseable, los personajes son parte del mundo, y esa es la entidad superior ante la que se reconocen. Si lo vemos desde este punto de vista de una gran federación de juego, entonces el único campo de este estilo es el mundo en el que se juega, y en este caso el mundo es el de Espada Negra.

Como se puede ver, en fRáGiL sí que aparece como campo el nombre del jugador. No he sido yo quien ha tomado esa decisión pues no he sido el encargado de la ficha, pero si fuera el caso, seguramente no lo habría incluido. No obstante sí que le veo mucho más sentido en fRáGiL, pues el estilo episódico garantiza que los personajes puedan aparecer o no aparecer en las sesiones que sea, y en este sentido sí es mucho más fácil que se mantengan bajo el control de un jugador.

Tengo que añadir que personalmente ni siquiera suelo rellenar ese campo cuando juego, pues considero que en muchos sentidos los personajes son entidades con identidad suficiente como para disociarse totalmente de mí, y lo que suelo hacer es dejarlo vacío o poner el mismo nombre del personaje.

Supongo que a su forma es una reivindicación.


Entradas similares: