Hermanos Juramentados de la Espada Negra
Dinámica de combate multijugador
27-3-2019 10:17
Por Verion
A veces ocurre que uno tiene pensado un buen artículo, pero sabe que se le va a hacer un poco denso, así que se va retrasando un poco, y va atascando a los demás… hasta que llega el momento de coger al toro por los cuernos y… bueno, dividirlo en dos. Allá va el primer lado del toro.
Cuando uno está jugando en solitario al Ollvaror Caves juega a un juego de plataformas que puede incluso parecer clásico en sus planteamientos, y quizá hasta lo sea: te mueves de izquierda a derecha y al revés, das saltos más o menos complicados, eliminas enemigos… estas cosas se han visto una y otra vez en obras de muy variada temática e interés.

Pero precisamente donde cobra máximo interés en Ollvaror Caves es en su vertiente multijugador en la que uno se puede juntar con otros jugadores para afrontar retos juntos. Muchos de estos retos pueden involucrar múltiples vías simultáneas o puzzles cooperativos, pero también tienen un gran significado en el combate.

Una de las cosas que más chocan a los jugadores es que los personajes colisionan entre sí. O sea, que cuando vas andando, si te encuentras con un amigo, te paras, y a no ser que lo saltes o hagas una maniobra de intercambio, te quedarás detrás por mucho que sigas pulsando.

Pero si contamos con liderazgo dos o mayor contaremos con la cualidad de que nuestros ataques puedan pasar “atravesando” a nuestro compañero y golpear al enemigo o enemigos que estén detrás. Esto se puede ver, por ejemplo, en el siguiente gif animado que ilustra cómo puede ser una pelea.


Con este panorama podemos plantear una gran cantidad de estrategias que pueden ser más o menos prácticas en función del enemigo al que queramos dar finiquito. Parece muy evidente que es interesante contar con un personaje frontal que empuñe una espada y un escudo pesado, mientras que detrás de él podría golpear alguien con una espada larga, y en tercera fila uno con un arma larga como una alabarda. Incluso podríamos contar con un cuarto personaje versado en poderes del caos que siembre la destrucción con rayos de oscuridad o alientazos de fuego.

Pero no es para nada la única formación con sentido, porque ¿qué ocurre si nuestro guerrero frontal se queda sin aguante a base de recibir golpes? En este caso el segundo personaje podría efectuar una maniobra de intercambio de posición (si bien es necesario liderazgo dos para efectuarla) que permitirá darle un respiro. Si estamos pensando en efectuar esta táctica de “doble tanque” parece evidente que ambos personajes van a necesitar un arma de alcance intermedio y un escudo aceptable.

No es para nada la única interacción. Los personajes con alto liderazgo pueden posicionar marcas que producen importantes beneficios si se actúa en donde indican. Esta maniobra es especialmente práctica para los guerreros de retaguardia. ¿Y un personaje que pueda echar curas en combate, qué tal vendría?

No podría cerrar este artículo sin mencionar que los personajes con agilidad cuatro sí pueden llegar a atravesar a otros personajes si cuentan con el perk “moverse como una sombra”. En este caso el personaje seguramente no sea el mejor en combate, pero no ocupará posición en la formación de manera que por poco daño que haga estará aportando un gran valor a su equipo.

En poco espacio he abierto una gran cantidad de cuestiones: poderes, marcas, algunos perk… de los que iré escribiendo en las próximas semanas. Pero muy pronto haré un artículo con código de cómo se solucionó un bug relacionado con todo esto (la segunda parte del toro). No dejen de venir por Espada Negra para conocerlo.



Entradas similares: