Hermanos Juramentados de la Espada Negra
El último día del Brotherfunding de la condena
20-1-2017 09:21
Por Verion
Bueno, en realidad no, queda otro más, pero teniendo en cuenta que es en sábado y que el artículo va a estar lleno de mentiras… mejor empezar en el título. Así que todavía no es el día de hacer balance, sino de suplicar. Estuve el otro día en una charla sobre crowdfunding y aprendí mucho de que va el tema… y me he inspirado en maravillosas fuentes adicionales. Así que allá voy con nueve argumentos estúpidos llenos de falacias. Si no quieres que se te salga el cerebro por las orejas (a mí se me ha salido escribiéndolo, he vuelto desde el futuro para escribir esta frase) mejor cierra la pestaña. O el navegador entero, ya que estás. ¿O quizá mejor cerrar el ordenador entero e ir a hacer algo de ejercicio? En serio, este artículo no va en serio.

Por cada persona por debajo de 72 mataré un gatito.

Así es. Yo vivo en un pueblo y no estamos faltos de gatos callejeros… aunque pensándolo bien, en esta época del año estarán o bien escondido o congelados. Pero no es lo importante, el asunto es que en el brotherfunding de la 13 Runas I participaron 70 personas, ¿y vamos a ser menos que nosotros mismos? ¡Por favor!

Si no os unís, estaréis matando al rol.

Esto se basa en algún tipo de falacia con nombre propio, pero lo importante no es la lógica sino hablar directamente al subconsciente. Da igual que ya hayamos pagado la tirada o que se pueda seguir obteniendo incluso en “Paga lo que quieras” con posterioridad. Lo importante es que si no te haces con ello matarás al rol. En serio, no habrá más. ¿Que ya te apuntaste? Bueno, puedes tener dos veces la condena, ¿no? Por si se te rompe la primera. Los roleros son muy torpes. Y comen mucho. Y no te olvides de compartir.

Es la última oportunidad para hacerse con unos extras hiperjugosos.

Bueno, en realidad no. Nos quedan aún unos cuantos póster, fichas de lobitos, fichas de personaje y toda la parafernalia, así que en verdad se pueden conseguir por su cuenta o haciéndose más tarde con este material.

Es la última oportunidad para desbloquear el extra de 72 personas.

En verdad no hay ningún extra en 72 personas. No tiene sentido porque ya le hemos enviado a la mayor parte de los participantes sus “condenas”, así que habría un agravio comparativo con ellos que además se apuntaron antes. ¿De quién fue la idea esta del Brotherfunding? ¡No tiene ni puto sentido!

Porque tenemos unos títulos universitarios fantásticos que dicen que merecemos vuestros $$.

Venga, es mentira, creo que pocos de los que hemos participado en hacer este material están titulados en algo, pero me puedo sacar un argumento torticero sin ni puto sentido que toque la fibra sensible: nosotros somos gente de la calle, que surge de la nada, así que si no llegamos a 72 personas se estará mandando el mensaje de que nada puede salir de la nada, y los pobres tendrán que ser miserables para siempre, y además se negará el big bang y la existencia colapsará.

Porque está hecho íntegramente en nuestro país.

También es mentira, se ha impreso en pixartprinting que es… ¿Italia? Pero bueno, nunca hay que perder la ocasión de decir que lo que se haga en nuestro país es moralmente superior porque… ¡es de nuestro país! ¡Viva nuestro país! ¡Apoyemos nuestro país!

Está realizado con toda la mala hostia y el odio del mundo.

Lo sé porque yo he puesto el mío y es el más grande del planeta, y si no me creéis os reto a decírmelo a la cara. ¡Ja!

Representa el esfuerzo de un grupo creativo independiente.

Y por eso tenéis que apoyarnos. Este motivo lo entendería hasta un mono borracho. Somos independientes, es un motivo para apoyarnos. Ay, por favor…

Que supone la concreción del inicio del plan de suplementos y ampliaciones de nosequé, ya que en el futuro esta línea en físico depende sobre todo de este Brotherfunding.

Mentira también por cantidad de motivo, pero es que además es… como muy repetitivo con todo lo anterior. Pero bueno, es posible que algún incauto no esté leyendo más que los textos en negrita así en diagonal y se deje convencer por toda esta sarta de gilipolleces. Ups, lo he puesto en negrita.

En fin, que no hay un motivo particular para apuntarse hoy. Lo único que sería cierto es que es la última posibilidad de contribuir a cambiar el precio medio que se establecerá como “precio de venta recomendado”. Y que quede más bonito en el cartel del final.



Entradas similares: